Zoraida Ávalos respalda acuerdo con Odebrecht en el que siga contratando en Perú

Mató a su esposa, huyó y formó una nueva familia: 19 años después lo capturaron

Se cambió de nombre, pero gracias a un trabajo de inteligencia por la policía argentina, el homicida fue capturado. 

Argentina
Argentina
Argentina

Más sobre:

noads,

Asesinatos

Todos los conocían en Misiones (Argentina) como  Luis Alberto Godoy, sin embargo, su verdadero nombre es Luiz Daniel Reichel. Se cambió de nombre porque hace 19 años asesinó a su esposa en Brasil para luego escapar a la ciudad argentina donde formó una nueva familia y trabajaba como mecánico. Ahora enfrenta un juicio que podría ponerlo tras las rejas por 28 años. 

Fue un proceso de investigación de muchos años por policías encubiertos. El dato fue obtenido entre las localidades de Mojón Grande y Florentino Ameghino -zona centro de Misiones-. Estaban buscando a un brasileño que tenía orden de captura. 

Cuando dieron con  Daniel Reichel iniciaron el proceso de captura: simularon un desperfecto económico en una carretera y llamaron al supuesto Luis Alberto Godoy para que ayude. Allí, fue capturado por los oficiales. 

Tras un interrogatorio, los investigadores determinaron que era  Luiz Daniel Reichel, con pedido de captura internacional por el asesinato de un vecino y su esposa hace más de 19 años. 

El primer crimen sucedió el 25 de marzo de 1996 cuando le disparó cuatro veces a su vecino, porque sospechaba que mantenía una relación clandestina. 

Argentina

Mató a su esposa, huyó y formó una nueva familia: 19 años después lo capturaron.

El momento de la captura de Reichel. 

Después de cuatro años, el 27 de junio de 2000, asesinó de seis balazos a su pareja con un revólver calibre 38. Incluso, el crimen ocurrió delante de los hijos, uno de ellos discapacitado.

Huyó. Se instaló en Misiones y aunque fue detenido con un proceso de extradición por el asesinato en Brasil, fue excarcelado y desapareció.

En Misiones, inició una nueva familia, y comenzó a ganarse la vida como mecánico.

Los investigadores también determinaron que su familia conocía el pasado de Reichel, pero nunca lo denunciaron.

El brasileño está esperando el proceso de extradición. Por ahora, está preso en la Prefectura Naval de Misiones (Argentina) a disposición de esa dependencia judicial.

Cargando siguiente contenido

Portada